Grupo Luksic sigue de cerca la economía: Chile está más expuesto a las condiciones desfavorables de los mercados internacionales - El Mostrador

Mercados

La firma realizó un análisis en la información anual que entrega a sus accionistas en CCU

Grupo Luksic sigue de cerca la economía: Chile está más expuesto a las condiciones desfavorables de los mercados internacionales

por El Mostrador Mercados

28 marzo, 2018

Grupo Luksic sigue de cerca la economía: Chile está más expuesto a las condiciones desfavorables de los mercados internacionales

"Cualquier combinación entre una baja confianza de parte de los consumidores, mercados de capitales desestabilizados a nivel mundial y/o condiciones económicas internacionales reducidas podrían afectar en forma negativa la economía chilena y, como consecuencia, nuestros negocios", manifestó.

Compartir esta Noticia

Uno de los negocios más significativos del grupo Luksic es la Compañía de Cervercerías Unidas (CCU), su brazo de consumo masivo, a través del cual manejan un portafolio de cervezas, bebidas, aguas, jugos y licores, entre otros productos, y que le reportó utilidades por $ 129 mil millones en 2017.

Y ayer, en medio del cierre de los plazos para informar los resultados de 2017 y, asimismo, entregar las memorias que resumen el quehacer de las compañías del país, CCU, en su reporte anual, dio su visión sobre la economía y cómo la marcha del crecimiento del país podría impactar sus negocios.

El desempeño fue bueno y 2017 marcó algunos récords. "En términos de volúmenes, el 2017 logramos un nuevo récord de ventas de 26 millones de hectólitros, cifra que representa un crecimiento de 5% en relación al 2016, y que fue impulsada por el Segmento de operación Negocios Internacionales, donde Uruguay, Paraguay y especialmente Argentina, aumentaron 16,9% los volúmenes en relación al año anterior. El Segmento de operación Chile también aportó al crecimiento, con volúmenes mayores en 1,2%, mientras que en el Segmento de operación Vinos, estos crecieron en 3,1%. En Colombia, donde operamos en conjunto con Postobón, vendimos 0,4 millones de hectolitros de marcas premium importadas, a la espera de tener nuestra planta en operación durante 2018. Y en Bolivia, mediante la asociación con el grupo Monasterio, seguimos ganando escala, con un crecimiento de 5,7% en volúmenes", dijo el presidente de CCU, Andrónico Luksic, en su carta a los accionistas.

Más adelante, la empresa de consumo masivo detalló lo que observa de los diferentes mercados donde opera. Sobre Chile, explicó que el 61% de sus ingresos proviene del país. "De ahí que nuestros resultados operacionales y posición financiera sean dependientes, en gran medida, del nivel general de actividad económica en Chile. La economía chilena ha experimentado un crecimiento del PIB anual promedio de un 3,0% entre los años 2007 y 2017 y de un 1,5% en el año 2017. En el pasado, un crecimiento económico desacelerado en Chile ha significado una tasa de crecimiento de consumo de nuestros productos más baja, afectando en forma negativa nuestra rentabilidad", indicó la compañía.

CCU agregó que el desempeño económico de nuestro país se ha visto afectado por el trastorno de los mercados globales, y que además, al ser un mercado emergente, está más expuesto a las condiciones desfavorables de los mercados extranjeros. "Cualquier combinación entre una baja confianza de parte de los consumidores, mercados de capitales desestabilizados a nivel mundial y/o condiciones económicas internacionales reducidas podrían afectar en forma negativa la economía chilena y, como consecuencia, nuestros negocios. Por otro lado, una crisis global de liquidez o un aumento en las tasas de interés podría limitar nuestra capacidad para obtener la liquidez necesaria para cumplir con nuestros compromisos y/o aumentar nuestros costos financiero", manifestaron.

Allende Los Andes: ojo con las condiciones políticas y la marca Quilmes 

La Compañía de Cervecerías Unidas también hizo un repaso de la situación política y económica de Argentina. Sobre el país vecino explicó que la demanda de productos bebestibles por lo general depende de las condiciones económicas que prevalecen en el mercado local y que la trayectoria de su historia habla de depresiones, devaluaciones y desaceleraciones en diferentes momentos.

"Durante 2016 el PIB en Argentina experimentó una contracción de 2,3% y un nivel de inflación cercano al 40%. El 2017 mostró un crecimiento del PIB de 2,8% y un nivel de inflación cercano al 20%, mostrando una
leve recuperación de la economía; pero no podemos asegurar que las condiciones económicas en Argentina continúen mejorando o que nuestros negocios no se vean afectados de manera significativa si las
condiciones económicas en Argentina se deterioran. (...) Los estados financieros para nuestras filiales
argentinas usan el peso argentino como moneda funcional, y se convierten a pesos chilenos para propósitos de consolidación, teniendo un impacto en el resultado y patrimonio por efecto de conversión. Durante el año 2016 Argentina experimentó una devaluación promedio del ARS versus USD de aproximadamente 60%, y durante el 2017 de un 28%, lo que generó un efecto significativo de conversión en los ingresos y gastos reportados", opinó.

Pero la empresa además explicó los efectos de una de las transacciones de mayor importancia para el grupo durante 2017. El año pasado, luego de varias controversias, lograron llegar a un acuerdo con AB InBev para terminar anticipadamente la licencia de Budweiser en ese país.

El canje marcario terminó con una disputa que escaló en 2017 y que implicaba que los Luksic finalizaran antes un contrato que originalmente vencía en el año 2025.  El acuerdo no fue gratis. CCU aceptó entregarles la licencia a cambio de un portafolio de marcas que representan volúmenes similares, más diferentes pagos por un monto de hasta USD 400 millones, antes de impuestos, en un periodo de tres años.

Según lo informado, y solo días antes de que el grupo entregara su memoria 2017, se enteraron de que la operación recién mencionada había sido aprobada por el Secretario de Comercio del Ministerio de Producción de Argentina (con fecha 18 de marzo), por lo que solo resta el pronunciamiento de la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia de ese país para que el trato quede a firme.

Pero, además, la presencia de CCU en Argentina podría verse afectada por la fusión de SabMiller y Ab Inbev. "Quilmes domina el mercado de la cerveza en Argentina y podríamos no ser capaces de mantener nuestra actual participación de mercado. En Argentina nos enfrentamos a la competencia de parte de Quilmes y CASA Isenbeck, las cuales, producto de la fusión de AB InBev y SABMiller plc pasarían a ser una sola. Tal fusión, aún se encuentra pendiente de aprobación por la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia ('CNDC'). Como resultado de su posición dominante en Argentina, el gran tamaño de Quilmes ya le permite beneficiarse de las economías de escala en la producción y distribución de cerveza", detalló la empresa.

Noticias Relacionadas

Multimedia